En un mundo digital en el que los usuarios cada vez son más exigentes con los contenidos que demandan y en el que hay cada vez más oferta de información y experiencias interesantes, resulta complicado captar la atención de la audiencia. Además, teniendo en cuenta que al navegar por la red encontramos un exceso de ruido de marcas que hacen que los usuarios se hayan vuelto más selectivos (tanto consciente como inconscientemente) a la hora de recibir mensajes publicitarios, las empresas necesitan idear nuevas fórmulas para conectar con los consumidores.

De ahí que la gamificación se haya hecho un hueco en el sector del marketing y se haya convertido en una estrategia imprescindible si queremos aumentar el engagement y la fidelidad de los usuarios con nuestra marca.

Pero, ¿qué es la gamificación?

Aunque este concepto ya es de sobra conocido, no está de más recordar en qué consiste. La gamificación es una técnica que aplica conceptos y dinámicas propias del juego para incentivar un determinado comportamiento en los usuarios, recompensando sus acciones para que lleguen a cumplir las metas marcadas por las empresas. En definitiva, el principal objetivo de las estrategias de gamificación es generar un mayor nivel de compromiso del usuario con las marcas para conseguir la conversión y la fidelización de clientes. Además, ayudan a que los tiempos de toma de decisión a la hora de adquirir un producto o contratar un servicio se reduzcan y fomenta la participación en procesos repetitivos como rellenar formularios o descargar contenidos, lo que a su vez nos permitirá conocer mejor a nuestros clientes ideales.

6 Dinámicas de gamificación que puedes incorporar en tu estrategia de marketing&lt

Anuncios interactivos, más conocidos como playables

Se trata de anuncios que retan al usuario a través del juego, por lo que la atención que prestará el consumidor al anuncio se irá incrementando. Este tipo de acción tiene una gran aceptación entre el público más joven y en entornos móviles. Además, Facebook ya se ha dado cuenta del gran potencial de este formato y ya permite los playable ads: es decir, ofrece al demostración de un juego y seguidamente, lanza una llamada la acción para conseguir la conversión.

Competiciones

Las competiciones tienen como meta generar una sensación de desafío constante, ya que a través de victorias y derrotas, el usuario estará entretenido y motivado a superarse constantemente. Ese “pique” es fundamental para enganchar a los consumidores y pueden ser tanto retos con uno mismo como con otros participantes, lo que lo hace todavía más interesante.

Colaboraciones y comunidad

Además de las competiciones entre usuarios a nivel individual, otra opción es la de formar equipos para conseguir los objetivos. Uno de sus beneficios es que las personas que participan en los juegos, atraen a otros de su entorno para hacer equipo por lo que conseguimos un mayor alcance a través de terceros. Además, este tipo de acciones son muy interesantes para implementarlas en las empresas a nivel interno, ya que se consigue fomentar el trabajo en equipo y el espíritu colaborativo entre los propios trabajadores.

Niveles

Nos referimos a cada una de las fases que el usuario debe recorrer a lo largo del juego o experiencia. Así, además de conseguir que el engagement vaya en aumento, también sabremos el conocimiento o habilidad que posee el usuario en nuestra aplicación o juego.

Insignias y puntos

Este es uno de los métodos más usados para obtener la fidelización de los usuarios especialmente en la venta de productos. Las insignias y los puntos tratan de reconocer los logros de los consumidores y pueden convertirse en recompensas para futuras compras o contrataciones como por ejemplo, descuentos, dinero acumulado o regalos adicionales.

Aprendizaje interactivo

A través del aprendizaje interactivo, los usuarios conocerán el funcionamiento de aplicaciones, herramientas, productos o juegos de manera sencilla y atractiva, lo que ayudará a reducir el porcentaje de abandonos antes de haber probado siquiera el objeto de interés.

La gamificación y el marketing es una combinación que las empresas no deberían de ignorar si quieren conseguir un mayor engagement e implicación de los usuarios con la marca.

En definitiva, a través de la gamificación, podemos pasar de ser solo visibles para los usuarios a hacerlos partícipe de nuestra marca.

Si quieres empezar a aumentar el engagement y fidelidad de tus clientes potenciales y reales con tu empresa, ¡ponte en contacto con una agencia especializada!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies